JCB proveerá retroexcavadoras de alta velocidad al Ejército y Marines de Estados Unidos



Los prototipos de la máquina, capaces de alcanzar velocidades de hasta 88 km/h, se desarrollaron por primera vez en 2002, específicamente para que el Ejército de EE. UU. obtuviese una retroexcavadora de alta velocidad para realizar tareas de ingeniería militar. En 2005, JCB se adjudicó un contrato por USD 209 millones, junto con un contrato de servicio adicional de USD 20 millones. Con las extensiones de contrato posteriores y las ventas internacionales, creció la producción de estos equipos para los EE. UU. y las naciones aliadas a 1.200 máquinas. Se confirmó además un nuevo contrato para proveer hasta 400 retroexcavadoras de ingeniería de alta movilidad (HMEEs) que se fabricarán en la sede de JCB enSavannah, Georgia, EE. UU. La compañía también suministrará variantes blindadas, accesorios y soporte de servicio.

El CEO de JCB, Graeme Macdonald, dijo: “Cuando se desarrolló el HMEE revolucionó la forma en que se llevaban a cabo las tareas militares y estamos encantados de que el Ejército y el cuerpo de Marines de EE. UU. haya demostrado una gran fe en el producto al realizar este nuevo pedido”.

El presidente y director ejecutivo de JCB Inc., Richard Fox-Marrs, agregó que “ganar este contrato de ocho años es una noticia fantástica para la sede de JCB en Norteamérica, que ha estado fabricando HMEE durante los últimos 13 años. El Ejército de los EE. UU. ha mostrado una enorme confianza en este producto JCB, eso habla mucho del equipo detrás de su diseño, ingeniería, fabricación y soporte posventa”.

El HMEE combina las capacidades de la retroexcavadora JCB de fama mundial y el innovador JCB Fastrac de alta velocidad, el tractor más rápido del mundo que cuenta con suspensión total y frenos antibloqueo. El objetivo del concepto HMEE es tener una máquina capaz de viajar a la velocidad de un convoy militar sin la necesidad de transporte en camión o remolque de carga baja. Chris Giorgianni, vicepresidente de Gobierno y Defensa de JCB North America, explicó: “Nos enorgullece continuar apoyando al Ejército de losEE. UU. a través de la extensión del programa HMEE. El hecho de que el Ejército haya confiado a JCB para fabricar este equipo durante más de una década, es un testimonio del trabajo que ha realizado aquí todo el equipo”.

Las máquinas con motor de 17.5 toneladas y 6.7 litros se adaptan a una variedad de misiones militares y de socorro en casos de desastre, incluso movimientos de suelo, construcción de fortificaciones y limpieza del terreno. Además de su velocidad máxima de 88 km/h, el HMEE está certificado para el transporte militar en barcos, ferrocarriles y aviones, y para operaciones de lanzamiento aéreo. Tiene tracción y dirección en las cuatro ruedas, puede levantar más de dos toneladas y excavar a una profundidad de casi cuatro metros.