Los nuevos plantines de la Costanera Norte buscan convertir a la avenida en un corredor biológico



Las temperaturas agradables de los últimos días hicieron posible que se lleve a cabo el reemplazo de los plantines que no se adaptaron a la situación geográfica de la Costanera por nuevas plantas que muy pronto convertirán a la avenida en un corredor biológico. La tarea se llevó a cabo con el acompañamiento de A Todo Pulmón y la Dirección de Gestión Socioambiental (DGSA) del MOPC.

Unos 1.200 plantines que desde hace un año se sembraron en el paseo central de la Costanera Norte, no lograron adaptarse a las condiciones climáticas y al suelo propio del lugar. Por ello, el Consorcio D-R Costanera y la DGSA procedieron al reemplazo de las unidades, bajo el acompañamiento de la organización A Todo Pulmón (ATP).

Próximamente, la Costanera Norte reverdecerá con unidades de kurupay kurú y guayaibi, dos variedades autóctonas que sumarán al toque paisajístico que aporta esta arteria al ecosistema de la bahía de Asunción.

El asesor ambiental del MOPC, Luis Gill, expresó que después de un año de que se sembraron en la Costanera, se detectó que algunos plantines no consiguieron prender. Indicó que, al igual que en el 2019, la mejor época para realizar este procedimiento es la actual, la de septiembre, debido a que las temperaturas mantienen un buen promedio para el desarrollo de las plantas.

Este procedimiento se realizó luego de un monitoreo constante basado en el plan de compensación ambiental por las obras del Corredor Vial Botánico.

Armando Bécvort, encargado técnico de la plantación de la Costanera Norte en representación de ATP, explicó que los cuidados que se aplican a los plantines son: riego diario mediante camiones cisterna, aplicación de bioestimulantes a las plantas, prevención contra hormigas, entre otros procedimientos culturales.

El agua que se utiliza para el riego de las plantas se extrae del río Paraguay a diario, para así aprovechar los recursos que se disponen en la bahía.